Una innovación tecnológica contra el mal aliento

Una innovación tecnológica contra el mal aliento

Investigadores peruanos han desarrollado un dispositivo que detecta las bacterias que causan un problema que afecta el 60 por ciento de la población.

El mal aliento es un problema mucho más difundido de lo que se piensa. Para la Organización Mundial de la Salud, afecta el 60 por ciento de la población, en algunos casos puede incidir incluso más.

Es un problema también en Perú, donde según datos del ministerio de Salud, aqueja a la mitad de los peruanos. Es por ello que los investigadores de la empresa Molident Odontología Integral han diseñado un dispositivo que detecta la presencia de las bacterias que causan el mal aliento y limpia el sarro acumulado en la lengua por mala higiene bucal.

El dispositivo, llamado Alitest, cuenta con una tira reactiva reveladora que al recorrer la superficie de la lengua cambiará de color si es que detecta la presencia de los microorganismos que causan el olor desagradable. Según sus creadores, se trata de una herramienta que será de gran utilidad para la labor de los odontólogos en la prevención, diagnóstico y tratamiento efectivo del mal aliento, además de ser un elemento que puede ser incorporado en la rutina diaria de las personas.

El proyecto ha sido cofinanciado y apoyado técnicamente por el Programa Innóvate Perú del Ministerio de la Producción (Produce). El prototipo ya ha sido patentado y pronto llegará al mercado.

Un informe publicado por el Instituto del Aliento en 2010 concluye que alrededor del 60% de las causas que provocan el mal aliento tiene su origen en la boca. Es provocado principalmente por bacterias sulfurosas anaerobias que viven en la superficie de la lengua y en la parte trasera de la garganta.

Para mantener un mejor aliento, los expertos aconsejan en primer lugar una buena higiene bucal. Eso implica el cepillado de dientes, pasando el cepillo también por la lengua, luego de cada comida. Para los que transcurren todo el día fuera de casa, es recomendable llevar consigo un cepillo de viaje, más pequeño, para la higiene bucal luego de, por ejemplo, el almuerzo. Esta práctica sencilla es clave. Se aconseja dedicarle tiempo, unos 3 o 4 minutos, rotando el cepillo sobre los dientes, desde el lado externo y el interno, frotando en los puntos de unión y también en la zona de unión con las encías. Gran parte de los problemas de mal aliento se superan con una buena higiene.

Otro consejo es el de conservar las vías respiratorias sanas, no comer en exceso alimentos condimentados, agregar fibras naturales a la dieta, tomar suficiente agua a diario, y no fumar.

Deja un comentario

No publicaremos tu direcci贸n de correo.