Pollo envuelto en pasta brisada

Pollo envuelto en pasta brisada

Es una receta para algún almuerzo en el que quieran preparar algo más elaborado, aunque en verdad, no es un plato demasiado complicado.

La pasta brisada es la que se usa para la pascualina o las empanadas. Sustancialmente, harina y manteca con algo de agua. No necesita levadura. Si la preparan ad hoc, recuerden que necesita descansar un par de horas envuelta en film y en heladera. Si no, sirve la que se vende ya preparada.

Corten en dos una pechuga y recaben dos bifes. Se lo cubre con film y se lo aplasta con una amasadora o un martillo de cocina, para que se extienda y sea un bife más fino. Luego lo rellenan con un par de hojas de espinacas, bien secas luego de lavarlas, una lámina de queso o queso trozado, una feta de jamón. Envuelvan sobre sí mismo el pollo, como formando un arrollado, manteniendo el film a su alrededor de modo que lo dejaran unos 20 minutos en la heladera para que repose. Luego cortarán la masa o la aplanarán para formar una hoja con la que envolverán el pollo arrollado. Sellen bien los puntos de unión y humedezcan con yema de huevo la parte superior, usando un pincel. Lleven a horno bien caliente durante 30 minutos, en una fuente enmantecada. Es un plato sustancioso, acompáñenlo con ensaladitas varias. ¡Buen provecho!

Etiquetas
Articulos Anteriores

Deja un comentario

No publicaremos tu direcci贸n de correo.