Fideos con arvejas

Fideos con arvejas

Es un plato rico, que viene bien cuando por el frío nos viene bien un plato con un caldito agradablemente caliente.

Para cuatro personas se necesitan unos 300 gramos de arvejas, pueden ser congeladas. En ese caso, las sacaremos un tiempo antes para que alcancen la temperatura ambiental. En un poco de aceite y mantequilla preparamos un sofrito de media cebolla picada finamente a la que añadimos, luego de unos 3 o 4 minutos, unos 100 gramos de panceta (o tocino), posiblemente no ahumados. Pueden usar también jamos cocido, cortado en pedacitos, aunque su sabor es menos intenso comparado con la panceta.

Dejamos que la cebolla se cocine despacito y quede bien blandita y transparente. Ayudará para ello agregar un poco de sal para que comience a “sudar”. No agreguen líquido pues no ayudaría a su buena cocción. Si les gusta, pueden espolvorear un poco de pimienta negra o de ají picante si les gusta. Agreguen las arvejas y, si hace falta, un poco de caldo de verdura (puede ser preparado con cubito y puede ser también de carne). Mantengan el caldo en estado de hervor. Cuando ya las arvejas estarán bien cocidas, agreguen los fideos para sopa (caracoles, moños, tubitos, codos) pero que no sean demasiado chicos; también podrán cortar espaguetis o tallarines (cuidando que estos últimos no se peguen). Con los fideos, también añadan el caldo, no demasiado, lo suficiente para que los fideos lo puedan absorber para así cocinarse. Verán que eso implicará pocos minutos. Si prefieren que sea más sopa, añadirán más caldo. Una vez cocidos los fideos, pasen al plato y con una generosa espolvoreada de queso rallado.

Es una comida que se prepara bastante rápidamente, cuyo tiempo total de preparación con mucho llega a la media hora.

Buen provecho.

Etiquetas
Articulos Anteriores
Articulos Recientes

Deja un comentario

No publicaremos tu direcci贸n de correo.